Dar y recibir. Dos palabras que se unen en ti

Dar y recibir. Dos palabras que se unen en ti

Respira.

Vamos a recordar juntos. ¿Vives en este instante, si? No existe nada fuera de este instante. Tu vida siempre transcurre ahora.

Entonces, ¿Qué das en este momento?

Si das en este momento, sentirás. Porque lo que das recibes. Entonces, no puedes sentir paz si estás dando temor.

Si a este momento le das Todo, sentirás Todo.

Dar ilimitación es recibir ilimitación. Dar limitación, es recibir limitación. No hay nada fuera de esta ley.

¿Qué hermoso, no?

Seguimos recordando juntos. Nadie puede dar por ti. Observa que jamás puede haber otro dador en tu experiencia. Sólo tú das y sólo tú recibes lo que das.

¿Puedes ver la paz de esta comprensión?¿Ahora?

Entonces, volvamos a la pregunta. ¿Qué decides darle a este momento?

Te lanzo una propuesta. Dale Amor. Confianza. Plenitud. Abundancia. Certeza. Atención. Pasión. Ámalo con todo tu corazón. Y siéntelo. Recibirás en el mismo grado que has dado.

¡Qué cerca que está recibir tu Ser!

Siempre has experimentado tu dación. Era de ti mismo que venía tu recibir.  Nunca has podido experimentar otra cosa. Y tachan…resulta que eres completamente libre de dar. Así que no hay nada que temer. Salvo si lo que quieres dar es temor.

¡Tú eliges, vida!

P.d:  ¿Confiar en el futuro?¿Defensas?¿Estrategias?¿Perdonar el pasado? ¡Darlo todo en este momento!Y eso significa entregarte totalmente…ahora. Libre.